10:06 a. m.

Influencia

Publicado por Rosanna Hernández |



El pasado viernes acudí a un encuentro de exalumnos de mi universidad donde algunos de nosotros relatamos a los futuros licenciados lo que no aprendimos en la uni y que nos hizo falta para trabajar. Estos encuentros propician el intercambio de tarjetas, los nuevos contactos, oportunidades profesionales, etc.

Pero a mí me ocurrió algo que me llegó al alma. Al finalizar se me acercó una chica y me dijo:

"Hola, quería saludarte y darte las gracias. Hace tres años vine a las charlas de orientación profesional sobre la carrera y la tuya fue la que finalmente me convenció. Así que me decidí a cursar publicidad y relaciones públicas"

La verdad es que me quedé alucinada. No todos los días te dicen que has influido en la vida de alguien de una manera como esa. Voy a tener que plantearme seriamente las cosas que digo :D


2 comentarios:

Una mamá (contra) corriente dijo...

¡Qué bueno! Sólo espero que dentro de otros tres no te la encuentres y te diga que gracias a ti está en la cola del paro jajajajaa.

Perdona por la broma, es que estoy hastiada de cómo está el mundillo laboral y, por desgracia, creo que está fenomenal el estudiar algo que te guste pero es bastante más importante estudiar algo que te de de comer de una forma digna!

Besos guapa.

Señor Werty dijo...

Yo le hubiese dicho "lo siento" hehehehe

Sau2

Publicar un comentario